viernes, julio 18, 2008

Halcones Marinos de Seattle

Los Halcones Marinos terminaron el año 10-6, pero tienen un dolor de cabeza; que Arizona jugo bien el año pasado y termino con 8-8, un gran progreso para un equipo que se ha caracterizado por se mediocre lo que les nubla este año el panorama para ser aspirantes en la división mas débil de la NFC.

En el verano los Halcones empezaron la reconstrucción de su punto débil durante el año pasado que fue la corridas dando de bajo al Shaun Alexander, ya que las lesiones lo han mantenido fuera en los últimos dos años y su rendimiento ha bajado, por lo que también trajeron a los corredores Duckett y Juluis Jones para que junto con Morris pelean la titularidad y a la postre puedan establecer un ataque con dos corredores tal y como lo hace Denver.

El resto del equipo esta casi intacto, desde el coach Holgrem y el mariscal de campo Hasselbeck que es el ancla de la ofensiva, lo preocupantes es que la defensa no se reforzó y es el punto débil de Seattle, su defensa es regular y tiene nivel en su división pero para la competencia con equipos como Green Bay, Dallas, Gigantes y Nueva Orleáns, se ve muy distante que pueda mantener al equipo los cuatro cuartos en el juego, tal vez la combinación de sus selecciones colegiales y unos veteranos que arribaron como: Lawrence Jackson, Bryant, Lewis, y Cooper les ayude a crear un núcleo defensivo mas estable y de mayor calidad.

El calendario de Seatlle debe poner énfasis en sus dos juegos contra Arizona, el año pasado Seatlle dividió los juegos perdiendo en la visita ( de hecho su record de visitante es de 3-5 ), por otro lado enfrentan al Este de la Americana con largos viajes a Búfalo y Miami, mientras que reciben a Patriotas en Diciembre, en la Nacional tienes que jugar también con el Este, estarán en casa de Gigantes y Dallas, mientras que recibirán a Pieles Rojas y Águilas, además sus dos juegos restantes los tienen contra Green Bay y otro largo viaje a Tampa, un calendario complicado, que a lo mucho les podrá dar 10 victorias.

De hecho los primero 4 juegos son claves ya que van a Búfalo, recibe a San Francisco y San Luis y después viajan a Nueva York contra Gigantes, aquí deben irse 3-1 para ponerle ventaja y presión a Arizona en la lucha de su división. Por otro lado Seatlle enfrentara dos dudas en su aspiraciones, al defensa y el ataque por tierra, en medida de que el ataque por tierra le quite presión a Hasselbeck este dará mejores frutos y le permitirá mayores variables la ataque, así como también podrán controlar el reloj dándole descanso a su defensa.

Un equipo que se hace viejo, y que no halla el camino de la renovación buscara este año seguir en los primeros planos, pero con dos dudas y un enemigo que ha crecido lentamente.

2 comentarios:

Victor Atreides dijo...

Cuantos años llevamos haciendonos la misma pregunta. ¿Sera este el año en que los cardenales de arizona levanten el vuelo? En lo personal creo que a Seattle le quedan un par de años mas como lideres divisionales. Matt Hasselback aun tiene cuerda. Mi duda es Branch como receptor abierto.
Sera que Julius Jones y T.J Duckett tengan la calidad suficiente para hacer que los fanaticos de los halcones se olviden de Alexander?
Yo no lo creo

Gomper dijo...

Difícil de creer que en la fecha 9 de la temporada 2008 se encuentren con marca de 2-6, debido sobre todo a las lesiones de hasta siete receptores, de Matt Hasselbeck y en esta semana de Lofa Tatupu y Patrick Kerney en la defensa.

Se ha contestado sólo una incognita, que es la defensa, a pesar de la marca perdedora, es la defensiva la que ha sostenido los partidos como lo demostró en el partido pasado límitando QB de las águilas de Filadelfia a sólo 2 Tochdowns; ya que la ofensa del Seattle simplemente no carburó y entregó el partido desde el primer cuarto.

Tal vez sea en esta temporada y en esta división oeste de la NFC cuando tengamos un campeón divisional con marca perdedora. Los cardenales que van 5-3 se muestran muy irregulares.